Videos Porno y sexo gratis.

» Relatos Eróticos: Maduras: Mi Linda Suegra

 

« Vovler - Envía tus Relatos Aquí - Ver Categorías

 

PARA MI SUEGRA SIEMPRE FUE SU SUEÑO QUE YO LA PENETRARA Y LA HICIERA GOZAR POR TODOS SUS ORIFICIOS
Hace 5 días atrás yo y mi esposa estábamos visitando a mi suegra en el campo, ella enviudo hace dos años, es una mujer escultural a sabido mantener un buen físico para los 50 años que ya tiene, yo estoy casado con mi esposa hace dos años y es la primera ves que vengo a esta casa de campo.
A los dos días que habíamos llegado sonó el teléfono, era una llamada para mi esposa, en la cual se le comunicaba que tenia que volver a la ciudad por unos tramites que tenia que hacer urgentemente en su trabajo, ella me pidió que me quedara, ya que se avecinaba una tormenta y mi suegra le tiene miedo a los relámpagos, mi señora partió a las siete de la tarde rumbo a la ciudad.
Yo decidí darme una buena ducha, ya que había estado cortando leña y el sudor en mi era abundante, cuando entre al baño no cerré la puerta con llave ya que estaba muy apurado además en la casa solo estábamos mi suegra y yo, cuando comencé a enjabonarme el cuerpo un poco de jabón me cayo en los ojos, mientras trataba de limpiarme la cara, sentí que la puerta del baño se abría y que alguien entraba en la ducha, cuando abrí los ojos vi a mi suegra completamente desnuda, sus tetas eran como dos melones ardientes y grandes, su torso bien conservado, el pelo de su pubis era abundante y negro como la noche, toda esa impresión la obtuve en una pequeña fracción de segundos, ella me dijo “desde que te casaste con mi hija estoy caliente con vos, mi culo, mi vagina y mi legua quieren probar tu pene” ante esta confesión yo no sabia que hacer, pero ella inmediatamente agarro con sus dos manos mi miembro viril y empezó a masajearlo, pude sentir como mi pija se ponía dura como un tronco, cuando ella lo noto, se dio vuelta y se agacho hacia delante y con sus dos manos separo sus glúteos hermosos, pude ver que su culo estaba bien cerrado, así que primero le introduje un dedo y luego otro hasta dilatarlo bien, mientras tanto mi pene exigía urgentemente ver mas de cerca ese culo, con mi mano derecha agarre mi miembro caliente y lo introduje hasta el fondo en el ano de mi suegra, ella gemía como una endemoniada y de cada en tanto pegaba unos alaridos tremendos, pero eso no importaba en el campo nadie la iva a escuchar, mientras tanto mi miembro hacia estragos en su culo bien estrecho, la culee una y otra ves en el baño, llegó un momento que nos dimos cuenta que el recinto era incomodo, así que decidimos ir al dormitorio donde había una cama de dos plazas, allí le dimos rienda suelta a nuestra calentura, primero le abrí bien las piernas por delante para que su conchita estuviese bien al descubierto y la penetre por allí, le pedí que una ves que sintiera que mi tronco estaba en el fondo de su vagina cerrara las piernas para que así el roce sea mayor, mientras tanto mi boca chupeteada sus lindos pezones que estaban ardientemente duros, saque mi miembro de su vagina y ella lo agarro con sus dos manos y se lo introdujo en su boca allí lo chupeteaba como si fuera una colegiala que compro un caramelo de lindo sabor, yo podía ver como sus labios acariciaban y lamían ardientemente mi miembro, llego un momento que ella se lo introdujo todo hasta la raíz, a los cinco minutos mi semen estallo en su boca y se lo trago sin ningún problema yo quede extenuado pero ella pedía un poco mas, no sabia que hacer, así que decidí llamar a un amigo de súper confianza, eran las 12 de la noche, cuando mi amigo llego de la ciudad al campo, me pregunto que pasaba, yo le comente el caso de mi suegra y le pedí que me diera una mano, entramos al dormitorio y mi suegra me pregunto quien era el, mi amigo respondió “soy el que te va a montar ahora” ella se puso contenta y me pidió que me retirara del dormitorio, allí quedaron mi suegra y mi amigo, me senté en una silla al lado de la puerta del dormitorio y allí podía escuchar como mi suegra era culeada una y otra vez, por el orificio de la llave pude ver como ella le mamaba el pene, yo ya estaba excitado otra vez, al rato salio doña Elsa (así se llama mi suegra) y me pidió que entrara a participar de la fiesta, ella sentada en la cama nos dijo “quiero que los dos hagan el amor conmigo al mismo tiempo, vos Luis (así me llamo yo) penetrame por el culo mientras a tu amigo le chupo su pene” una ves dadas las ordenes ella se acomodo en la cama yo le abrí los glúteos y la penetre, mientras mi amigo introducía su tronco en la boca de mi suegra, así estuvimos como 30 minutos, llego un momento en el que tanto Lisandro(así se llama mi amigo) como yo terminamos eyaculando al mismo tiempo, la boca de doña Elsa



rebalsaba de semen, mientras que de su culo todavía abierto se podía ver que su ano estaba lleno de leche proveniente de toda las culeadas que recibió en la noche.
Al día siguiente yo y mi amigo nos marchamos juntos a la ciudad, ya que yo había recibido una llamada de teléfono de mi esposa pidiéndome que regresara.
A partir de ese día de vez en cuando me hago una escapada al campo, aprovechando que mi mujer viaja mucho por su trabajo, para ver a mi linda suegra y en algunas ocasiones llevo a mi gran amigo Lisandro.





Warning: mysql_connect() [function.mysql-connect]: Access denied for user 'sexoaful_sfdb'@'localhost' (using password: YES) in /home/sexoaful/public_html/Relatos/ver_relato.php on line 182
Access denied for user 'sexoaful_sfdb'@'localhost' (using password: YES)